viernes, 12 de diciembre de 2008

VIERNES DE FIESTA - Fui hecho para amarte, nena...

Tras una vuelta del puente infestada de trabajo (motivo por el cual no ha habido posts esta semana) ayer fuimos invitados a un evento social en un conocido bar de copas de Madrid.
Así que encontrándome yo en el coche, con mi compañero Alejandro 'el Gavilán' Esteban, surgió de la nada una melodía que nos llevo en volandas hasta nuestro destino (la melodía surgió de la radio, pero era para darle un efecto dramático más intenso).

'I was made for lovin you baby You were made for lovin me And I cant get enough of you baby Can you get enough of me'Que poderío. Escuchas los primeros acordes de esta canción y piensas en caras pintadas de blanco y negro, en mallas ajustadas, en pechos descubiertos y en lenguas rojas fuera de sus bocas. Piensas en KISS, los tipos más macarras pero a la vez más entrañables. Geniales en el escenario. Autenticas estrellas del rock, con todo lo que eso implica:
1. Se ha perdido la cuenta de cuantas veces se han juntado y se han separado.
2. Los cuatro miembros han tenido problemas con las drogas (no coqueteos, ya saben) y han visitado las clínicas de desintoxicación varias veces.
3. Se les obliga a tener un par de baladas en sus discos (para las novias de sus fans)
4. Siempre acaban los conciertos semi-desnudos.
5. Son el yerno que tu madre nunca quiso tener.

Son grandes, he aquí la prueba...

2 comentarios:

Deif dijo...

Aprovecho para recomendar la genial y muy olvidada Cero en Conducta y su mítica frase: 'Los Kiss nunca harán música disco!!'...

Haldir dijo...

"crazy crazy nights" otro más que temazo de los Kiss, de esos ya himnos estilo "jump" de Van Halen que dan energía y buen rollo en estado puro